Con la tecnología de Google Traductor

6, diciembre 2022 - 11:50

┃ Javier Juárez /ENVIADO

Marruecos es el caballo negro de Qatar 2022 / Foto: Reuters

Doha. Llegó la campanada de la Copa del Mundo, siempre existe una. Brasil, Inglaterra, Holanda, Argentina y Francia salieron ilesos en octavos de final, pero faltaba España. La Furia Roja no pudo superar a Marruecos, ni en el campo ni en la tribuna. La noche fue para los marroquís.

Tal vez te interese: ¿A lo Panenka? Así cobró Achraf Hakimi el penal para humillar a España (VIDEO)

Luis Enrique no quiso llevar a delanteros como Borja Iglesias o Iago Aspas, futbolistas que todos los fanáticos españoles pidieron e irónicamente fue la falta de goles la que dejó a la Furia Roja fuera de la Qatar 2022.

Marruecos mantuvo el 0-0, ese resultado alargó el juego hasta la tanda de penaltis, en esa instancia España perdió toda la brújula, Pablo Sarabia, Carlos Soler y Sergio Busquets fallaron frente a Bono, un portero que los conoce a ojos cerrados por su trayectoria en el Sevilla. La figura marroquí Achraf Hakimi, el lateral que vale 60 millones de dólares, tiró a la Panenka para vencer a Unai Simón y poner a su selección entre las ocho mejores del mundo. Los miles de aficionados marroquís que están en las calles de Doha celebran el pase. España fracasa y vuelve a casa.

No todo es Jogo Bonito, solo Brasil pudo cascarear en octavos de final. España y Marruecos ofrecieron todo lo contrario, tensión, angustia, intranquilidad. Los ibéricos se encontraron al equipo que nadie esperaba, Marruecos se instaló contra todos los pronósticos en octavos de final, nadie los dio como favoritos, pero su sólida defensiva les permitió avanzar de fase y luego alargar el juego hasta la tanda de penaltis.

En el tiempo regular hubo escasas ocasiones de gol, la estadística señaló un tiro a la portería por parte de Marruecos a lo largo de los 90 minutos, España tampoco ofreció tanto, dos remates a Bono fue todo lo que hicieron. Los españoles tuvieron el 77% de posesión del balón, en eso nadie les gana, es la herencia del Barcelona, pero de nada les sirvió, enfrente todos se nublaron. Pedri, Gavi, Dani Olmo, Marco Asensio, luego Ansu Fati y Álvaro Morata, nadie pudo realizar tiros certeros,

Marruecos siempre jugó a ser sólidos atrás y a través de contragolpes hacer daño. El coraje marroquí, sus files aficionados que abarrotaron el estadio Education City, terminaron ganadores. Waild Regragui supo que España los superaba en talento, pero ellos con elementos como Achraf Akimi, Hakim Ziyech y Youssef En Nesyri eran capaces de todo.

La batalla envejeció hasta irse a los penaltis, antes de eso en el tiempo extra se presentaron las mejores ocasiones de marcar, el cansancio, los calambres, el nerviosismo, todo eso provocó que los espacios aparecieran. Walid Cheddira tuvo la ocasión más nítida para Marruecos, el volante se paró frente a Simón, pero llegó sin fuerza en las piernas y no pudo rematar. En la siguiente jugada Pablo Sarabia le pegó con potencia a un balón en el área, el tiro pegó en el poste y se fue. Esa jugada fue la última antes de irse a los tiros de castigo.

Marruecos inició la ronda con un gol de Abdelhamid Sabiri, luego vino la conclusión catastrófica para España. Sarabia, Soler y Busquets no encontraron la red. El gol, el que no quiso Luis Enrique terminó pasándole factura. Adiós a la Furia Roja.

Recibe vía WhatsApp todas nuestras noticias deportivas, manda la palabra ALTA en este enlace

  🔊Escucha nuestro podcast🔊
Para ver como deshabilitar las notificaciones, da clic aquí