Con la tecnología de Google Traductor

28, enero 2024 - 16:19

┃ Guillermo Abogado González

Los manifestantes opacaron al reapertura de la Plaza México / Foto: Ramón Romero

Contraste total. Se cumplió la promesa una vez que se supo que regresaban las corridas y grupos antitaurinos se hicieron presentes en las inmediaciones de la Monumental Plaza México y debido a eso el histórico recinto estuvo encapsulado entre aficionados, manifestantes, vallas y policías. No todo fue color de rosa entre gritos, ofensas y pintas.

TAL VEZ TE INTERESE: Isaac Fonseca dio catedra y ofreció una clase de toreo en el Parque Hundido

Por eje 6 se apreciaron a los grupos pro-animal para propiciar una fuerte movilización de los elementos de seguridad, mientras que en las calles de Augusto Rodin, Carolina y Maximino Ávila Camacho se observó a los amantes a la fiesta brava con mayor tranquilidad.
Hubo pocos choques o cruces entre los ciudadanos que no coinciden en sus gustos, pero los hubo. Los taurinos se vieron afectados en diversos momentos ya que varios de ellos no pudieron ingresar por el acceso principal que dirige a la Puerta 1. Tuvieron que rodear el inmueble precisamente por las manifestaciones. Uno de ellos al saber que tenía que caminar de más decidió mentar la madre y hasta culpar al presidente.

En esta ocasión los manifestantes no pudieron acercarse a la Puerta 1 como lo llegaron a realizar antes de la sanción que dejó sin corridas a La México, esto gracias a la prevención de los elementos de seguridad que les cerraron el acceso, por lo que se quedaron enfrascados por la Puerta 6 y desde ahí exhibieron sus malestares con gritos y pintas. Al quedarse ahí el acceso que estaba cerrado volvió a permitir el ingreso a aquellas personas con boleto en mano para evitar disputas.
En las otras calles que rodean al recinto taurino más grande del mundo, se observó a los miles de aficionados con mayor calma, muchos de ellos se dieron tiempo de degustar algún antojito mexicano o hasta alguna tapa española. Otros apostaron por una bebida refrescante y otros aprovecharon para adquirir algún artículo, entre ellos el famoso cojín para hacer más placentera su estadía en La México.
Entre sombreros y cojines en mano, en su mayoría, cada uno de los aficionados pudo ingresar sin problemas por las Puertas 1 y 2 y ya una vez adentro debían encontrar la entrada más cercana a su asiento o bien ahí todavía se dieron otro tiempo para ingresar al sanitario o comprar algún otro alimento o bebida.

Con un llenazo adentro y encapsulada por fuera, La Monumental Plaza México reabrió sus puertas para la primera corrida de la Temporada de Reapertura 2024. En la que hicieron el paseíllo Joselito Adame, Diego Silveti y Andrés Roca Rey.

LIBERTAD, TOROS, CULTURA VIVA Y PLAZA MÉXICO

La empresa no se quedó callada y adornó el ruedo con un claro mensaje. “Libertad, Toros. Cultura Viva”. Una leyenda que todos los aficionados pudieron observar mientras que la tercia de los matadores. Acompañados de sus diversas cuadrillas, hicieron el paseíllo con el paso doble Cielo Andaluz interpretado en vivo por la orquesta en la Plaza México.
Mientras que en las afueras reinaron los empujones. Adentro la sensación fue distinta entre los aficionados que abarrotaron el coso de Insurgentes en una corrida que pasara a la historia. Por el regreso de la fiesta brava a uno de los inmuebles más emblemáticos de la tauromaquia.
“Aceituno”, marcado con el #30, de 589 kilos, de la ganadería de Tequisquiapan. De Fernando de la Mora fue el primer astado en el orden de lidia que correspondió al hidrocálido Joselito Adame.

¡Ya tenemos canal de WhatsApp! Síguenos, activa la campanita y recibe las noticias deportivas

Para ver como deshabilitar las notificaciones, da clic aquí