20, octubre 2020 - 16:24

┃ EFE

immobile

El Lazio doblegó 3-1 este martes al Borussia Dortmund con su eficacia defensiva, un juego ordenado, dirigido por la técnica del español Luis Alberto, y culminado por el gran "ex" del día, un Ciro Immobile que marcó un gol y dio otro, en la primera jornada del grupo F de la Champions League. En su regreso a la máxima competición continental trece años después, el Lazio del técnico Simone Inzaghi tumbó al Dortmund en el estadio Olímpico, empujado por los goles de Immobile, del marfileño Jean Daniel Akpa Akpro y un tanto en propia meta del portero suizo Marwin Hitz. El himno de la Champions transformó al Lazio -que empezó la temporada liguera de forma muy negativa, con apenas un triunfo en cuatro jornadas y un contundente revés 3-0 sufrido el sábado ante el Sampdoria- contra un Dortmund muy lejos de su mejor nivel. Al equipo italiano le bastaron seis minutos para desequilibrar el encuentro. El argentino Joaquín Correa ofreció un gran pase raso a Immobile, que jugó en el Dortmund en el curso 2014-2015, quien controló con la derecha y superó al meta suizo Marwin Hitz con un elegante toque de pierna zurda. No faltaron las ocasiones en ambos lados del campo, pero el Lazio mostró más agresividad con respecto a un Dortmund al que le costó dar ritmo a su explosivo tridente, en el que el inglés Jadon Sancho, el alemán Marco Reus y el noruego Erling Braut Haaland, quien ya lleva cuatro goles en cuatro jornadas de la Bundesliga, no tuvieron oportunidades en una primera mitad deslucida. Y la superioridad del Lazio emergió en el 23, cuando Luis Alberto, siempre temible a la hora de lanzar los saques de esquina, colgó un balón desde córner que, cabeceado por el brasileño Luiz Felipe, acabó al fondo de las mallas para el 2-0. El último toque fue sin embargo del meta Hitz, por lo que la diana fue rubricada como un tanto en propia puerta. El Dortmund dejó la defensa de tres para pasar a una línea de cuatro, con hasta cinco jugadores de mentalidad ofensiva. Una apuesta forzada, pero ambiciosa, que aumentó la peligrosidad de su equipo y que favoreció la diana del 1-2, firmada con un gran disparo de pierna zurda por Haaland (m.70). Barcelona se presenta en la Champions con goleada Pero también aumentaban los espacios al contragolpe y el Lazio no los desaprovechó. En el 76, Immobile entró en el área de penalti y colgó un centro para que Jean Daniel Akpa Akpro, quien acababa de sustituir al serbio Sergej Milinkovic-Savic, volviera a poner tierra de por medio con el 3-1. Todos corrieron a abrazar a un jugador que fue incorporado este verano procedente del Salernitana, otro club propiedad del presidente lacial, Claudio Lotito, en su debut absoluto en la Liga de Campeones. ?Escucha nuestro Podcast de la semana ?