Con la tecnología de Google Traductor

ESTO y algo más. Pedro Peñaloza

ESTO

13, marzo 2015 - 12:14

13 marzo 2015. Pedro Peñaloza

LA ÉLITE DEL FUTBOL
“El gol es el orgasmo del futbol. Como el orgasmo, el gol es cada vez menos frecuente en la vida moderna”.
Eduardo Galeano

DESPUÉS de observar y disfrutar el partido de octavos entre el Chelsea en contra del PSG en la Champions, nadie puede decir que no le gusta el futbol. El miércoles fuimos testigos de uno de los encuentros más emocionantes y con mayor despliegue táctico de los últimos tiempos. Por un lado, en el Stamford Bridge de Londres, no cabía un alma más, los aficionados de ambos conjuntos estuvieron brincando y cantando los noventa minutos, nunca dejaron de apoyar a sus respectivos equipos, aunque el resultado fuera adverso. Por otro lado, en la cancha teníamos dos de los planteles más completos a nivel de clubes, la mayoría de estos jugadores están catalogados como los mejores en su posición y normalmente son convocados en sus respectivas selecciones.
Asimismo, en el banco del equipo inglés se encontraba uno de los entrenadores más ganadores y polémicos, José Mourinho, que normalmente en las conferencias de prensa presiona a los silbantes con sus declaraciones, y en la zona técnica no deja de dialogar con el cuarto árbitro para sacar ventaja. El ejemplo de la manipulación que maneja Mourinho lo vimos cuando el colegiado holandés, Kuipers, sacó una roja precipitada a Ibrahimovic al minuto 31 de juego y que fue determinante para el trámite del partido. La prensa inglesa acusó al entrenador de haber manipulado al silbante con sus palabras previas al partido.
Sin embargo, quedarse con 10 futbolistas, por parte del PSG no significó ceder la iniciativa al Chelsea, por el contrario, los mediocampistas del equipo parisino controlaron y repartieron el juego mucho mejor que los rivales, claro, el desgaste fue mayor, pero con pases largos y control de la pelota pudieron detener a los ingleses. El equipo londinense puede ser muy ordenado, pero cuando se le da la iniciativa para ir al ataque, es decir, en el momento que el visitante tuvo que esperarlos en su cancha por el jugador menos, no supieron cómo romper la defensiva liderada por Thiago Silva y David Luiz
También presenciamos la importancia que hoy en día tiene el balón parado en el futbol mundial, sí, tres de los cuatro goles se construyeron en tiros de esquina y el otro fue de tiro penal. Esto no es por la debilidad ofensiva de los equipos, sino que ahora se ha venido priorizando la estabilidad defensiva, el orden táctico cuando no se tiene la pelota. Los escalonamientos, las coberturas, las marcaciones de zona y el desdoblamiento en el contragolpe son fundamentales, pero para esto es necesario que los once jugadores en la cancha estén dispuestos a ayudar al compañero y hacer el sacrificio de ocupar la posición y no romper la formación. Fuera de toda esta explicación, no podemos dejar de lado que los goles cayeron en los minutos finales del encuentro, lo que le dio más emoción al partido. El PSG nunca bajó los brazos, llegó a Londres eliminado por el resultado en Paris, estuvo en desventaja numérica más de medio partido y el gol que le dio el pase, en tiempos extra, fue faltando 5 minutos.
Ahora bien, es un contraste enorme el nivel que se observa en la Champions y el que se ve en los demás torneos de clubes, la disparidad de planteles y presupuestos es de llamar la atención; existe una brecha que cada vez se hace más amplia entre los equipos que se encuentran en la élite de Europa y los demás. Esto contradice los comentarios que afirman que en el futbol las distancias se acortan. No nos dejemos engañar, la disparidad de nivel aún es grande, las clases sociales hasta en el futbol están presentes. Normal.
Algo Más. El futbol hoy va más allá de un simple deporte, sino, es un fenómeno social, que tiene que ser estudiado con una visión multidisciplinaria, y para muestra, un botón. La Fiscal General de Durango, Sonia Yadira de la Garza, informó que cada vez que pierde el equipo de Santos, la violencia contra las mujeres aumenta un 30% en la región de la Laguna (La Jornada, 12/marzo/15, Pág.30). Si estas estadísticas las trasladáramos a nivel nacional, no habría mucha diferencia. Urge un estudio serio de este fenómeno, basta de campañas que no resuelven nada. Cuándo entenderán que pintar un balón rosa o mandar niños al inicio de un encuentro para que repitan un eslogan en contra de la violencia no soluciona el problema.
pedropenaloza@yahoo.com
Twitter: @pedro_penaloz