Con la tecnología de Google Traductor

22, abril 2024 - 20:45

┃ Arturo Méndez

El América vs Pumas Femenil estuvo prácticamente vacío. FOTO: LUIS GARDUÑO

Semi vacío y desolado lucio el estadio Ciudad de los Deportes en el regreso de la Liga MX Femenil, fueron dos mil 206 días los que el recinto permaneció sin ver acción del circuito rosa, mismos que no bastaron para generar la expectativa suficiente para que la afición llenara las gradas en el Clásico Capitalino entre América y Pumas.

Te podría interesar: Tigres estrena jersey conmemorando el Día de la Tierra

La mudanza del Club América al antes llamado estadio Azul se anunció a finales del mes de marzo. Casi un mes después, y pese a la accesibilidad en los precios de las entradas, la respuesta en taquilla no fue la esperada.

Carlos Barajas, un seguidor del equipo de Coapa consideró inviable el horario del cotejo, ya que dificulta a la mayor parte de la gente por el tema laboral. “Sí (les afecta el horario) un poco, por el horario de trabajo de la mayoría de la gente”, dijo, al tiempo que opinó sobre qué día le gustaría ver al equipo femenil en acción: “Yo creo que en fin de semana, los sábados”.

El hecho de que las Águilas llegaron al duelo ante Pumas con una racha de tres triunfos al hilo, no fue atractivo para la parcialidad azulcrema. Pese a que las puertas del inmueble de la colonia Noche Buena se abrieron dos horas antes del arranque del duelo, las calles aledañas apenas fueron adornadas con un par de banderas y camisetas de ambos equipos.

El tráfico y el trabajo, otros factores que afectan la llegada al estadio Ciudad de los Deportes para el América vs Pumas Femenil

Enrique Curiel, otro americanista externó su punto de vista sobre la programación de los duelos del plantel, factor que a su análisis afectó en la entrada del partido: “Me gustaría más que fuera en fin de semana, entiendo que a los hombres se les da más difusión, aunque ahorita el horario de las 7 me parece que no es tan conveniente porque mucha gente trabaja, ya sea también por la escuela, el traslado con el tráfico retarda un poco más la llegada, yo creo que un buen horario entre semana sería entre 8-8:30”.

Los comercios ambulantes que regularmente aprovechan la presencia de los aficionados tanto de Cruz Azul, como del Atlante, no lo hicieron esta vez. Para los fieles que sin importar el horario de lunes por la noche acudieron al partido, apenas había un par de opciones para consumir alimentos.