Con la tecnología de Google Traductor

Mira

25, febrero 2024 - 11:11

┃ José Ángel Rueda

Ocampo busca cerrar su carrera de la mejor manera / Foto: Reuters

Dos medallas de plata en las pruebas por equipo en los últimos dos Campeonatos Mundiales tienen a Jahir Ocampo motivado en busca de conseguir su boleto a los Juegos Olímpicos de París 2024. A sus 34 años, el clavadista ha superado los problemas físicos que lo alejaron de Tokio 2020 y está listo para buscar su lugar en el próximo selectivo.

Tal vez te interese: Osmar Olvera y Rodrigo López aseguraron plaza olímpica para París 2024

“Estoy muy contento, porque es una prueba prácticamente nueva y el equipo que estamos haciendo es muy fuerte. Nos faltó muy poquito para ser campeones. Personalmente me siento contento, siento que estoy mejor que antes, más seguro, más fuerte, sin las lesiones que estaba arrastrando, y eso me da la seguridad para pararme en el trampolín y hacer mi trabajo. Se viene lo mejor de este ciclo, son unos meses para Juegos Olímpicos, yo aún no estoy clasificado, solo estoy esperando que la Comisión Estabilizadora saque la convocatoria para el selectivo”, dijo el clavadista, en entrevista con ESTO.

Con Osmar Olvera clasificado a París 2024, aún está pendiente por asignar la segunda plaza en el trampolín de 3m. Ocampo deberá competir con clavadistas de la talla de Rodrigo Diego y Juan Celaya en busca de un lugar para lo que serían sus segundos Juegos Olímpicos, tras su participación en Río 2016, donde quedó en el quinto lugar de la prueba de 3m sincronizados.

SOLO SE ENFOCA EN SU TRABAJO

“Es una prueba que siempre ha estado peleada en México, siempre hemos tenido muy buen nivel en el trampolín de 3 metros varonil, tanto en sincronizados como en individual, pero al final me tengo que enfocar en mi trabajo, en mi preparación, tengo ya muchos años de experiencia, solamente es sentirme bien físicamente y pelear por ese lugar, cerrar con broche de oro toda mi trayectoria deportiva. Son 27 años de carrera, no pude ir a Tokio por una lesión, y ahora estoy mejor que nunca. Sé que con el trabajo que estoy haciendo con mis entrenadores, se nos va a dar estar en París y despedirnos de la mejor manera”, dijo.

“Ahorita estoy enfocado cien por ciento en el final de esta gran carrera deportiva que he llevado, con sus desventajas y ventajas, con grandes competencias, y con otras no tan buenas, pero me veo terminando bien mi carrera deportiva. Sé que he hecho los puntos necesarios para ser medallista olímpico”, agregó.

JAHIR OCAMPO DISFRUTA LIDERAR A LA NUEVA GENERACIÓN

Como el más experimentado del equipo que brilló en los Campeonatos Mundiales de Fukuoka y Doha, con un total de 10 medallas, el nacido en el Estado de México disfruta su rol de líder. “Siento esa responsabilidad con todo este equipo. Hay una confianza de ellos conmigo de aceptar lo que yo les digo, de irlos guiando y de su parte irme jalando”, dijo.

Nunca me había sentido tan estable, tan emocionalmente motivado en un equipo, como en éste. Esta generación de jóvenes cambió el chip, y ya sabe que cada uno puede competir por medallas. Ayuda también que estamos haciendo mucho equipo todos, ya no hay dos equipos como lo había antes, ya no estamos separados”, cerró.

Osmar Olvera ganará tres o cuatro medallas olímpicas

Todos los días, Jahir Ocampo entrena en la alberca bajo las órdenes de la entrenadora Ma Jin, ahí ha podido observar de cerca el crecimiento de Osmar Olvera, la sensación de los clavados mexicanos. El clavadista no ve límites en su joven compañero, quien se ha puesto el objetivo de desafiar a los chinos en los próximos Juegos Olímpicos.

“Sé que en su cabeza está ganar una medalla olímpica, pero a mí no me preocupa que lo haga o no, porque sé que no solo va a ganar una, en su vida va a ganar tres o cuatro medallas olímpicas, de eso no tengo duda. Ama lo que hace, le encantan los clavados, y ya sabe que está detrás de los chinos. Ya está al tú por tú, y Osmar no los va a dejar subirse”, dijo, en plática con ESTO.

“Osmar va a estar fuertísimo unos 10 años más. La manera en la que él entrena muy pocos deportistas me ha tocado ver, es un obsesionado con el trabajo duro. Si él no estuviera en mi equipo yo tampoco estuviera entrenando tan fuerte como lo estoy haciendo, él me está jalando, porque le obsesiona el triunfo, en su cabeza está el ganarle a los chinos”, agregó.

OCAMPO HA ELEVADO SU NIVEL GRACIAS A OSMAR

El hecho de entrenar al ritmo de Osmar, más allá de que entre los dos haya 15 años de diferencia, le ha permitido a Ocampo elevar su nivel, eso alimenta el sueño. “Yo sé que si me toca estar en París, mis rivales van a ser Osmar y los chinos, pero nunca se ha trabajado en equipo en una competencia individual, como su fuéramos coequiperos, si nos ven a los dos fuertes, estoy seguro que a los chinos les van a temblar las piernas. Se puede dar algo espectacular en París, no estoy fantaseando, estoy trabajando para eso, vamos a ser como Checo Pérez y Verstappen”.

El clavadista también buscará hacerlo en los sincronizados. “Yo tengo que estar fuerte en individual, y una vez que esté fuerte, estar preparado para el sincronizado. Buscar la mejor pareja para Osmar, que es el fuerte ahorita en el trampolín de 3 metros”, cerró.

CONFLICTO CON CONADE

Una vez que estalló el conflicto con la Conade, quien retiró las becas a los atletas de las disciplinas acuáticas, Jahir Ocampo tuvo que rifar su carro para conseguir recursos. Todos y cada uno de los clavadistas, sin embargo, han buscado que lo extradeportivo no afecte.

“No ha sido fácil, no hemos tenido el contacto con Conade, afortunadamente estamos en las mejores instalaciones deportivas de latinoamérica, que es el CNAR, ahí si toda la gente y los trabajadores han estado a la altura de lo que necesitamos, y estas instalaciones son las mejores, ahí entrenamos, ahí comemos, ahí dormimos, eso ha sido lo mejor. En el tema de los apoyos económicos y las becas sí está fuerte, pero nosotros no vamos a estar esperando a que se resuelvan las cosas para dar resultados, estos resultados se dieron con, y se pueden dar sin el apoyo de Conade, obviamente con el apoyo económico hubiera sido más fácil. Qué tal si con el apoyo no hubieran sido seis medallas en Fukuoka y hubieran sido 10, o en lugar de cuatro en Doha hubieran sido ocho”.

¡Ya tenemos canal de WhatsApp! Síguenos, activa la campanita y recibe las noticias deportivas

Para ver como deshabilitar las notificaciones, da clic aquí