Con la tecnología de Google Traductor

29, junio 2023 - 17:14

┃ Eduardo Pigeón

La-lujosa-vida-y-los-grandes-contratos-hizo-que-los-jugadores-no-vieran-mal-dejar-la-élite / Foto: Especial

El mercado de fichajes en Europa se ha visto sacudido por la irrupción de la Saudi Pro League y sus jugosos contratos, mismos que han seducido a jugadores para dejar la élite y unirse al proyecto árabe.

Te podría interesar: Kai Havertz y Edouard Mendy no seguirán en el Chelsea, ¡adiós a los artífices de la Champions!

La primera gran estrella que se dejó seducir por los exorbitantes contratos ofrecidos fue Cristiano Ronaldo, quien a finales de 2022, sorprendió al Mundo enteró cuando confirmó su fichaje por el Al Nassr. El equipo árabe lo convirtió en uno de los deportistas mejor pagados del mundo, cuando le ofreció 200 millones de euros anuales.

La llegada de “El Bicho” fue un hecho histórico y parecía que se convertiría en el jugador insignia de la liga, sin embargo en cuanto terminó la temporada, apareció el Al-Ittihad para sacar al actual Balón de Oro, Karim Benzema. Dándole 100 millones de euros al año, cuatro veces más que lo que ganaba en el Gigante de Europa.

Foto: Reuters

La lujosa vida que prometen los árabes y formar parte del desarrollo que tendrá el futbol en este país, poco a poco ha ido motivando a más jugadores a seguir los pasos de estas leyendas.

Son muchos los jugadores que se dejaron convencer para llegar a la Saudí Pro League

Pero los objetivos del fútbol árabe han ido más allá de ganadores del Balón de Oro. Con el fin de impulsar el nivel futbolístico del país, los equipos poco a poco han ido convenciendo a cada vez más jugadores que aún están a muy buen nivel para jugar en las mejores competiciones.

Uno de los casos más recientes fue el del Campeón del Mundo con Francia, N’Golo Kanté, quien al igual que su compatriota llegó al Al-Ittihad.

La noticia sorprendió a propios y extraños, ya que con apenas 32 años, el francés dejó el fútbol de élite cuando aún parecía que tenía mucho que aportar.

Los clubes árabes se fueron de compras a la Premier League

Pero las compras del futbol árabe por Europa, no pararon ahí ya que parece que el Chelsea de Inglaterra, fue el club que más les interesó a los árabes, después de sacar a Kante del club londinense, el Al Ahli llegó para reclutar a Edouard Mendy, portero de 31 años de edad, quien en su mejor momento llegó a ser considerado como uno de los mejores porteros del mundo.

Las compras por Londres no finalizaron con Kanté y Mendy. Al Hilal, club que pretendía traer a Messi con el mejor contrato de todos los tiempos, reclutó a Kalidou Koulibaly, el defensa central de 32 años, quien apenas estuvo una temporada en el Chelsea pero tuvo un paso muy destacado por el Napoli, donde estuvo muy cerca de ganar el Scudetto, sin embargo el nivel que entregó en los “Blues” quedo a deber.

El equipo de Riyadh, se encargó de acompañarlo muy bien, ya que antes de la llegada del senegalés, anunciaron el fichaje de Ruben Neves, mediocampista portugués que reclutaron por 55 millones de euros y, que con solo 26 años de edad dejó la Premier League.

Jugadores que están a detalles de ser anunciados como nuevos refuerzos del futbol árabe

Fabrizio Romano, uno de los periodistas especializados en el mercado de traspasos, lleva mucho tiempo sosteniendo que el Al Nassr, equipo de Cristiano Ronaldo desea la llegada de Hakim Ziyech, otro jugador del Chelsea, el italiano sostiene que solo faltarían las pruebas médicas para confirmar el traspaso, ya que tanto el club, como el jugador estarían de acuerdo con el movimiento.

Dentro de estos rumores se une, Roberto Firmino, quien terminó contrato con el Liverpool y parecía que prolongaría su estancia en la Premier League, sin embargo ha decidido dar por finalizada su etapa en el futbol de máximo nivel para llegar al club de Edouard Mendy, Al Ahli, equipo con el que ya tiene un acuerdo verbal y firmaría hasta 2026.

Las compras llegaron hasta Italia, donde Marcelo Brozovic, quien acababa de disputar una final de Champions League con el Inter de Milan, decidió irse al Al Nassr, donde tendría un contrato de 100 millones de euros por tres temporadas.

Parece que los árabes han decidido dejar de invertir en clubes europeos para ellos crear sus megaproyectos futbolísticos a base de “billetazos”.

Recibe vía WhatsApp todas nuestras noticias deportivas, manda la palabra ALTA en este enlace