Con la tecnología de Google Traductor

6, febrero 2023 - 18:58

┃ Elihu Llano

El mexicano era una de las mayores atracciones en el automovilismo en los 60 y 70 / Foto: Luis Manuel López

Nacido en la Ciudad de México en enero de 1940, Pedro Rodríguez de la Vega fue el primer piloto azteca en ganar un Gran Premio de Fórmula 1, pues en Sudáfrica 1967 superó a John Love y John Surtees para ponerse, además, primero en el campeonato de pilotos de aquel entonces.

TAL VEZ TE INTERESE: Checo Pérez quiere que Red Bull sea mejor este 2023: “Hemos aprendido de los errores”

Sin embargo, los organizadores del evento no tenían cómo poner el himno mexicano, por lo que Rodríguez no pudo entonarlo. A partir de entonces, el apodado también como ‘El Ojos de Gato’ empezó a llevar consigo un disco con el himno nacional y una bandera mexicana a todos los lugares que iba por la impotencia de no haber celebrado su victoria como realmente quería.

Su apodo se originó gracias a su habilidad para conducir tanto en el día como en la noche y en cualquier condición de la pista, ya que aunque lloviera, Rodríguez no perdía el control en la velocidad y el volante de su monoplaza.

Para 1970, Rodríguez de la Vega ganó el Gran Premio de Bélgica, por encima de Chris Amon y Jean Pierre Beltoise, en lo que fue la última victoria para un mexicano en la Fórmula 1 hasta la llegada del Checo Pérez a principios de la segunda década de los 2000.

En total, Pedro sumó siete podios y dos primeros lugares en 55 GP que disputó, y sus mejores lugares fueron dos sextos lugares en 1967 y 1968 respectivamente.

Las 200 millas de Nüremberg, el circuito donde Pedro Rodríguez falleció por un incendio en su auto

Pedro Rodríguez fue considerado el mejor piloto de su generación, pero el 11 de julio de 1971, un accidente en uno de los neumáticos de su Ferrari 512M en el circuito de las 200 millas de Norisring, provocaron su muerte, ya que en la vuelta 12, el auto chocó contra una pared y se incendió por completo. Pedro fue rescatado por los servicios de seguridad, pero al poco tiempo de llegar al hospital, falleció por las quemaduras en su cuerpo.

TAL VEZ TE INTERESE: Max Verstappen deja fuera a Checo Pérez de sus favoritos a ganar la F1 en 2023

El diagnostico final de los médicos fue una fractura en la base del cráneo, pelvis y piernas, además de quemaduras en el 25 por ciento de su cuerpo.

Algunas versiones de fotógrafos comentan que uno de los neumáticos ya presentaba problemas, porque a la hora de frenar con fuerza, la llanta se salía de su lugar, pero tanto Pedro como los encargados del evento pasaron el detalle por alto.

En la actualidad, sus restos se resguardan junto con los de su hermano Ricardo en el Panteón Español de la Ciudad de México, y en honor a ambos, el Autódromo Hermanos Rodríguez tomó este sobrenombre por ambos pilotos.

Recibe vía WhatsApp todas nuestras noticias deportivas, manda la palabra ALTA en este enlace

  🔊Escucha nuestro podcast🔊
Para ver como deshabilitar las notificaciones, da clic aquí