Con la tecnología de Google Traductor

Las reglas y los reglazos
titulo-foto

Eduardo Brizio

10, noviembre 2023 - 6:00

Durmieron al velador

Es responsabilidad de cada equipo “subir” a la página de la Liga, dos horas antes del inicio del partido, la hoja de alineación. Además, deben de presentar una copia impresa, ya en el estadio, al cuerpo arbitral.

En la fecha 7, en el duelo Puebla vs Xolos, por alguna razón, en la hoja de alineación no aparecía el nombre de Luis Noriega, auxiliar técnico. De modo que, en lugar de estar anotados seis elementos a los que tienen derecho para estar en el banquillo, solamente había cinco.

“Alguien” tenía que haberse dado cuenta de dicha omisión: el propio encargado de llenar el formulario, el capitán que debe avalar la lista con su firma, incluso el cuerpo arbitral. Digo, era de llamar la atención, por lo que se antojaba la pregunta ¿Solamente van a salir cinco del cuerpo técnico a la banca?

Inició el partido y al minuto 7, fue entonces que, al caer el primer gol de los camoteros, en los festejos, el curato oficial Maximiliano Quintero se dio cuenta de que había seis elementos en la banca y solamente cinco anotados en la hoja de alineaciones. Así, le pidió al “elemento sobrante” que abandonara la cancha; pero, el daño ya estaba hecho. Todo quedaró asentado en el reporte arbitral y los fronterizos ganaron en la mesa los tres puntos que habían perdido en la cancha.

Al quejarse con el TAS los de la franja argumentaron que “había fallado el sistema de registro” lo que es una estratagema leguleya falaz, con las que recuperaron las tres unidades perdidas. Admitiendo sin conceder que fue una falla en el sistema, tenían la oportunidad de haberlo anotarlo de puño y letra, cuestión en la que fueron omisos.

Hábilmente, también involucraron otros dos “yerros” administrativos cometidos por las autoridades (in) competentes de la liga: 1) El caso en el que “Tecatito” utilizó un numero en los dorsales que ya había sido usado por otro futbolista al inicio del torneo y 2) La supuesta “alineación indebida” Joaquín Esquivel del Mazatlán en su juego contra las Chivas en el que ya tenía cinco cartones preventivos, lo que ameritaba la suspensión de un partido; pero, no fue notificado.

Son casos distintos. Lo del Puebla sí está tipificado por los reglamentos de la liga como una alineación indebida y los otros dos casos no; de modo que el TAS no respetó, como correspondía, la jurisprudencia local. Así, los camoteros … durmieron al velador