Con la tecnología de Google Traductor

Mira

22, junio 2023 - 18:34

┃ José Ángel Rueda / ENVIADO

El estadio Mágico González va por sus terceros Centroamericanos. FOTO: LUIS GARDUÑO

En la desembocadura de la Avenida Olímpica. Apenas unas cuadras después de una glorieta donde se levantan los coloridos aros, está el estadio Jorge Mágico González. La fachada es de cristal, con tonos azules y blancos, como la bandera salvadoreña, y por encima de ella destaca la cara externa del techo que cubre el graderío. En realidad todo eso es nuevo, hace apenas unos meses, la fachada era puro cemento y al interior había hierba crecida y unas gradas con diseño de rompecabezas. La historia de los Juegos Centroamericanos y el estadio nacional tiene lo suyo, van casi de la mano.

TE RECOMENDAMOS: Así luce la Alameda de San Salvador, a días de los Juegos Centroamericanos

@estoenlinea El Estadio "Mágico" González esconde gran historia en su interior 🇸🇻🏟️ Estos son 5 datos de este mítico inmueble de El Salvador 👀 #JuegosCentroamericanos #JuegosCentroamericanosYDelCaribe #ElSalvador #SanSalvador #estoenlinea ♬ sonido original – ESTO en línea

Cuando el inmueble vio la luz en 1935, su primer gran evento fueron los Juegos Centroamericanos del 1935, luego pasaron los años y cuando el estadio de pronto se fue quedando demasiado viejo, fue enteramente remodelado para los juegos del 2002. Dos décadas después, la misma justa propició una nueva intervención, en la que se embutacó por completo la tribuna y se renovó el tartán para albergar la actividad del atletismo.

Los años, también, fueron haciendo más grande el Mágico, qué pasó de un aforo de 25 mil espectadores a 35 mil, un número que lo convierte en el segundo más grande de El Salvador, por detrás del mítico Cuscatlán.

El estadio fue Inaugurado 1935 bajo el nombre de estadio Nacional de El Salvador Flor Blanca. No había misterio en el nombre, más que la avenida en la que se construyó. Así se conoció por décadas, hasta que el 2006 se le cambió por el de estadio Jorge Mágico González, en honor al mejor jugador en la historia de El Salvador.

EL MÁGICO GONZÁLEZ ESTÁ EN LA PARED DEL ESTADIO

La presencia del ilustre futbolista no solo está en el nombre, sino también en uno de los muros, donde el artista salvadoreño Rodolfo Diaz dibujó un enorme mural con el retrato del Mágico, sobrenombre que, a así como pasa con el estadio, tampoco tiene demasiado misterio, porque el Mágico en realidad era Mágico, no hay metáfora ni alegoría en eso.

En el retrato del artista, Jorge Gonzalez mira al horizonte, mientras a su lado aparece su silueta en su momento preferido, es decir, con el balón controlado, en ese instante que antecede a una genialidad.
La presencia del Mágico también está en lo abstracto, lo que no se ve, ni se toca, porque en esa cancha, alguna vez, también jugó González, a gambeta pura, arrebatándole los oles a la grada, que observaba a boca abierta a su referente, por más humano que fuera.

Y es que por años, en el césped del Flor Blanca se jugaron partidos de la selecta, ya sea de eliminatorias y torneos de la CONCACAF, un estadio futbolero, por más que su historia esté inherentemente ligada al deporte olímpico.

El estadio se prepara para vivir su tercera ceremonia de inauguración, una proeza en una justa casi centenaria, que vio sus primeros juegos en 1926, en la Ciudad de México, que por entonces gozaba sus primeros pasos dentro del olimpismo. Ningún inmueble en la región ha tenido esa dicha, quizá una, quizá dos, pero nunca tres. Ahí también será la clausura, el próximo 8 de julio, cuando todo haya llegado a su final.

SE ALISTA PARA LA INAUGURACIÓN

Con el paso del día, las banderas de las 37 delegaciones que participarán en los Juegos Centroamericanos por los próximos 16 días fueron elevadas, una postal imponente que recorta el cielo cargado de nubes de la capital salvadoreña, una de las más pobladas de Latinoamérica. También está la de Centro Caribe Sports, organismo que se encomendó al empeño salvadoreño para salvar una justa que parecía perdida en las garras de la pandemia.

Este viernes por la tarde, volverá a arder el fuego en el corazón del Mágico, en un pebetero en forma de estrella y pintado con los colores universales del olimpismo que custodiará la llama, pero también el espíritu olímpico durante esta edición de los juegos.

Recibe vía WhatsApp todas nuestras noticias deportivas, manda la palabra ALTA en este enlace

Para ver como deshabilitar las notificaciones, da clic aquí