Con la tecnología de Google Traductor

Mira

16, octubre 2022 - 18:55

┃ José Ángel Rueda

Josh Allen comandó una serie brillante para la victoria / Foto: AFP

Aunque no fue en playoffs, los Bills concretaron la primera parte de su venganza. En un partido digno de los dos mejores representantes de la AFC, Buffalo derrotó 24-20 a los Chiefs con drama incluído. Así como en aquel partido de la ronda divisional, Josh Allen comandó una serie final brillante para darle la victoria a su equipo, la diferencia esta vez fue que su defensiva sí pudo detener a Mahomes en el último drive para sellar el triunfo.

Tal vez te interese: Steelers le pegó a los Buccaneers: Tom Brady recibió un golpe de acero

No fue el ritmo vertiginoso que ambos mostraron en aquel duelo memorable, pero casi. Chiefs y Bills volvieron a protagonizar un enfrentamiento sumamente parejo en el que los golpes dados fueron respondidos de inmediato.

Fue una batalla en toda regla, con ofensivas y defensivas al servicio de las grandes jugadas. A pesar de que los Bills lograron pegar primero con un gol de campo de Tyler Bass, Patrick Mahomes y sus Chiefs abrieron la cuenta de touchdowns gracias a un pase a Juju Smith-Schuster, quien escapó de varias tacleadas para escaparse a las diagonales.

Como se esperaba, las ventajas en esta clase de juegos suelen ser efímeras. Poco le duró el gusto a los Chiefs. Tras haber desperdiciado dos viajes a zona roja, uno por un balón suelto de Allen y otra por no conseguir un primero y gol al jugársela en cuarta, los Bills pegaron fuerte al cierre del segundo cuarto, en una larga secuencia que inició en su yarda dos y culminó con un pase profundo a Gabriel Davis, fiel verdugo en aquel reino.

Aunque todo parecía indicar que el partido se iría con la ventaja de Buffalo 10-7 al descanso, Kansas City hizo recordar el cierre de la ronda divisional pasada, al lograr colocar a Butker en zona de gol de campo con apenas 15 segundos en el reloj. El pateador consiguió el empate al hacer bueno su intento de 62 yardas.

La segunda mitad continuó con su dinámica. El esperado duelo no decepcionó y una vez más Josh Allen quemó al perímetro con un pase a las diagonales que completó Stefon Diggs. La respuesta de los Chiefs vino pronto, en una serie sostenida que llevó puntos gracias a una recepción de Mecole Hardman en zona prometida.

Ya en el cuarto cuarto, con la tensión a tope, llegaron las jugadas determinantes. Cerca de su yarda 50, los Bills se la jugaron sin éxito en una carta y tres, situación que dejó a los Jefes al borde de un gol de campo que finalmente llegó en los pies de Butker, al convertir su intento de 44 yardas. La decisión fue costosa, más al tratarse de un partido tan parejo.

Pero los Bills regresaron, como si toda la furia contenida desde aquella dolorosa derrota les dieran la ganas y el coraje para llevarse la victoria. Allen, el “General”, comandó una serie extraordinaria para tomar la ventaja con un pase de 14 yardas a Knox. Esta vez no hubo respuesta de los Chiefs, tras una intercepción de Taron Johnson a Mahomes en la última serie que finiquitó la venganza.

Recibe vía WhatsApp todas nuestras noticias deportivas, manda la palabra ALTA en este enlace

  🔊Escucha nuestro podcast🔊
Para ver como deshabilitar las notificaciones, da clic aquí