Con la tecnología de Google Traductor

8, febrero 2022 - 6:00

┃ Marco Montoya

Las aficiones de Rams y Bengals

MARCO MONTOYA

FOTOS: CORTESÍA 

Llegar al Super Bowl LVI es un premio a la paciencia que han tenido los aficionados de los Bengals, el equipo que comanda el quarterback Joe Burrow volvió a los primeros planos después de décadas difíciles en la franquicia, y el club de fans de Cincinnati en México está listo para rugir como nunca en el partido por el Vince Lombardi.

Para el fundador de los MexBengals, Arturo Irigoyen, esta temporada es completamente diferente en la nación bengalí: “Ya no somos el equipo de la mala suerte, nos pasaba de todo, malas decisiones, malas jugadas. Ahora la situación se invirtió. Somos fans de hueso colorado de años, haber aguantado ser el equipo más perdedor en los 90, los 2000, eso solo pocos”.

El mejor conocido como ‘Jefe’ junto con Raúl Paniagua ‘Pani’ hablaron en nombre de los mil miembros que alcanza la jauría en redes sociales y señaló que llegar al Súper Domingo después de 32 años “es algo tan nuevo para nosotros que nos hace sentir increíble. Ahorita que llegaron los nuestros estamos como locos”.

ASÍ SON LAS REUNIONES FELINAS 

Desde 15 y hasta 60 personas invaden el Chilis Insurgentes cada que su equipo juega y ahora que disputarán el Super Bowl quizá rompan esa marca. En un ambiente plenamente familiar disfrutan con pasión a sus Bengals. 

El lugar se ha convertido en el ‘Cubil Felino’ durante los últimos cuatros años. Antes de que comenzara la pandemia, acostumbraban tomarse su foto oficial previo a la temporada en lugares como Parque Hundido, Bellas Artes, entre otros lugares populares de la CDMX.   

Pani contó que encontrar su selva no fue sencillo. “Fue difícil encontrar una sede, fuimos a un lugar sede de Dolphins y ellos tenían preferencia, de allí me di a la tarea de encontrar una para nosotros. El Chilis Insurgentes se convirtió en nuestra casa, allí llevamos 4 años donde siempre nos pasan los partidos y vas a encontrar por lo menos a un bengal”.

LA HISTORIA DE LOS MEXBENGALS

El ‘Jefe’ es aficionado de los Bengals desde 1981 y fue en 2010 cuando comenzó con lo que definió como “esta locura”. Contó que acudió ataviado de ‘bengal’ al juego entre 49ers y Cardinals que se jugó en México en 2005 y encontró a un fan de Cincinnati, a partir de allí buscó conectar a más.

Gracias a la explosión que causó Facebook, en 2010 creó el grupo MexBengals y el resto es historia, se comenzaron a establecer como el principal club de fans en el país.

“Empezamos siendo tres personas, luego entraron algunos más, éramos como 7. Todos llegamos con la idea ‘yo soy el único que le va a los Bengals’, esa es la premisa del grupo, todos llegaron así”.

Por su parte, Pani aseveró que el grupo comenzó a crecer de manera considerable en 2015: “Las redes te ayudan a llegar, los algoritmos tienen cosas buenas como esas que te conectan y acabamos de llegar al fan mil”.

El ascenso que ha tenido Cincinnati con Joe Burrow al frente podría significar la llegada de nuevos aficionados al equipo y, por lo tanto, al club de fans. Quienes se unan recibirán una calurosa bienvenida en el cubil felino. El Jefe cerró la entrevista con el grito de guerra de los Bengals, un sonoro “¡WHO DEY!”.

Una Ramily en crecimiento

Los Rams se han convertido en una de las franquicias más constantes en los años recientes dentro de la NFL, y esas son grandes noticias para un equipo que busca recuperar el arraigo en Los Ángeles. En México, los aficionados que recién se suman por los años prósperos se encuentran con aquellos a quienes les tocó vivir de todo; un campeonato de Super Bowl, temporadas difíciles o el regreso al corazón de California en 2016.

“Los aficionados de los Rams en México son increíbles y lo digo por todos”, expresó Manuel Harari, aficionado implacable y miembro de RamsFansMX. Él es un ejemplo de fan que ha visto de todo. 

“El ambiente de la Ramily es muy bonito, van de todas las edades, desde familias completas hasta señores de la tercera edad. Llevan sus playeras, banderas, todo es muy ameno, muy familiar”, agregó.

Antes de que el Covid-19 atacara, estima que alrededor de 50 o 60 personas se juntaban enfundados en el jersey amarillo y azul para ver al equipo, sin embargo, el próximo juego es el Super Bowl, así que el reto será mayor, en su lugar de reunión habrá 200 lugares reservados.

TODOS SON BIENVENIDOS

El grupo de RamsFansMX en Facebook se creó en 2015 y desde entonces el crecimiento ha sido tan notable como el del equipo, más de 2 mil miembros lo componen, Harari espera que un campeonato de Super Bowl ayude a traer más. 

“Espero que crezca para el siguiente año. (El Super Bowl) será un día familiar, un día para pasarlo con tus seres queridos o estar por lo menos tres horas con los cuates. Todos son bienvenidos, tendremos de aforo 200 personas y yo creo que se va a saturar. Si seguimos con este ascenso, quizá el año que entra podamos tener más”.

Sus primeras reuniones fueron informales, pero con la llegada de miembros comenzaron a crecer hasta llegar a decenas de participantes, hace falta un anillo de campeón que detone la ‘Ramsmanía’ en México y LA.

“Se necesita regenerar un arraigo deportivo, eso no se logra construyendo estadios o contratando estrellas, eso se genera con títulos. Ellos tienen el poder en este momento de enamorar a los aficionados jóvenes y que ese estadio (SoFi Stadium) nunca se vuelva a llenar de visitantes”.

A pesar de que Los Ángeles no sean una de las franquicias más populares, en cualquier rincón se puede encontrar a alguno de sus seguidores. En el podcast El Balido del Carnero convergen voces de México, España, Argentina, entre otros países.

Recibe vía WhatsApp todas nuestras noticias, manda la palabra ALTA en este enlace

 

UN VIAJE AL SOFI STADIUM

Para evitar que los aficionados de 49ers invadieran el SoFi Stadium, personalidades como Kelly Stafford, esposa de Matthew Stafford, regalaron boletos a seguidores. Harari aplicó con el ‘no pierdo nada’ en mente, pero se llevó la sorpresa más grande de su vida tras recibir un correo de ella anunciándole que había ganado.

Horas después ya estaba en Los Ángeles para el partido: “La experiencia en el estadio es de otro nivel, es algo que nunca había visto. Fui al área de tailgate y allí estaba Kelly Stafford, una amiga le dice ‘Kelly, él es el fan de México’ y ella me reconoció, no lo podía creer”.

Harari vio cómo explotó el inmueble cuando los Rams se recuperaron de un 17-7 para avanzar hasta el Super Bowl, donde estará con la Ramily, a menos de que la suerte le tenga reservados más boletos.

?Escucha nuestro podcast?