Con la tecnología de Google Traductor

11, abril 2024 - 9:00

┃ ESTO en línea

OJ Simson tuvo varios problemas con la ley. FOTO: Reuters

La NFL vivió episodios ligados a la violencia doméstica a lo largo de su historia. Algunos terminan con sanciones internas y otros más desafortunados con problemas legales demasiado serios. Así se vivió el caso del ex jugador de los 49ers de San Francisco, OJ Simpson, quien desde que lo persiguieron en 1994, en televisión nacional, por el presunto asesinato de su esposa y un amigo, dejó rastro de los problemas psicológicos que cargaba.

TE RECOMENDAMOS: Falleció OJ Simpson, el exjugador de la NFL acusado de asesinato

El caso del ingresado al Salón de la Fama de la liga en 1985 radicó en que supuestamente Nicole Brown, su pareja, le era infiel. Por ello decidió terminar con su vida y la del supuesto amante a puñaladas. El ex corredor de la NFL y en ese momento una estrella de televisión, le dijo a un oficial de la policía que, cuando lo persiguieron en una carretera de California, al suroeste de Estados Unidos, no trataba de huir, sino de visitar la tumba de quien fuera su esposa.

¿POR QUÉ DECLARARON INOCENTE A OJ SIMPSON?

La policía encontró, posteriormente, en la Bronco del ganador del trofeo Heisman una bolsa con dinero, su pasaporte y una pistola, por lo que se pudo dudar de la veracidad de sus dichos. Todas las pruebas lo inculpaban, pero un selecto grupo de abogados entre los que se encontraba a Robert Kardashian, padre de las influencers, lograron que su inocencia en 1995, argumentando que hubo pruebas de ADN contaminado.

¡Ya tenemos canal de WhatsApp! Síguenos, activa la campanita y recibe las noticias deportivas

Las polémicas no quedaría en solo ese tema, pues en 2008 volvería a estar en el ojo del huracán, ahora en Nevada. El ex corredor de los Bills de Buffalo fue acusado y encontrado culpable de un robo armado asociado a recuerdos de su época como jugador de futbol americano. En 2017 lo pusieron en libertad condicional y continuó su proceso fuera de las rejas y, pese a que se tenía previsto que acabara con todo ello en febrero de 2022, se llegó a un acuerdo de absolverlo de todos los cargos en diciembre.