Con la tecnología de Google Traductor

10, junio 2018 - 22:31

┃ Agencias

nota-futm-peru

Moscú.- Tras 15 partidos sin perder, Perú aterrizó en Moscú con la moral por las nubes, liderada por su capitán Paolo Guerrero, escoltado por su compadre Jefferson Farfán, un sueño hecho realidad para la afición rojiblanca, tras 36 años de ausencia en el Mundial.

Tras una primera fotografía a pie de pista con el personal del avión, los jugadores se subieron al autobús del Mundial.

“¡Estamos de vuelta! Acá viajan más de 30 millones de peruanos”, se lee en el vehículo oficial, de color azul, que transportará al equipo durante toda la competición.

Pasadas las 16:30 horas llegaron al Hotel Sheraton, separado del aeródromo por poco más de un kilómetro, donde aguardaban unos 15 hinchas, ataviados con la Bicolor, que dieron una calurosa bienvenida a los jugadores.

Entre los presentes, Betty Frank, de 36 años, que ha viajado desde Virginia (Estados Unidos) para seguir a su selección. Muestra orgullosa sus uñas rojas y blancas en las que se puede leer ‘Perú’.

“¡No me lo podía perder, nunca había visto a Perú en un Mundial!”, explica, añadiendo que la llegada de Gareca, al que califica de “muy recto” terminó con “la fiesta” en la selección.

Encabezados por el propio Gareca y Juan Carlos Oblitas, director deportivo, desfilaron los jugadores, sin hacer declaraciones, ante un medio centenar de periodistas.

Ya en el salón principal del hotel, la selección peruana fue recibida por un grupo de baile tradicional y Gareca recibió un jarrón de artesanía rusa.

 

Para ver como deshabilitar las notificaciones, da clic aquí