Con la tecnología de Google Traductor

Como director opino ESTO. Salvador Aguilera

Itzel Ubiarco

26, noviembre 2014 - 9:40

26 noviembre 2014. Salvador Aguilera

JUSTO al empezar la Liguilla, me vienen a la mente aquellas declaraciones de Antonio Mohamed, técnico del América, al que no le pareció que el gol de visitante marque la diferencia en esta fase, pues así no tiene ningún caso haber terminado en primer lugar. No sé si fue una queja por adelantado, como para pretextar alguna eliminación prematura, pero la realidad es que esta noche sus Águilas tienen la gran oportunidad de definir la eliminatoria, por una simple razón: Pumas fue uno de los peores locales de la campaña regular.
Es decir, el punto señalado por el “Turco” tiene algo de verdad, creo que el superlíder debería tener algún privilegio relevante, como sucede por ejemplo en el Ascenso MX, en donde el primer lugar avanza directo a semifinales. Pero como el reglamento en la Liga MX es diferente y lo que se busca es darle goles y espectáculo a la gente, lo que necesita Mohamed es ir con todo esta noche. Si especula y se va sin goles de CU, le abrirá a los Pumas la posibilidad de resolverlo todo en el Azteca.
Esta situación me hace recordar la final de la temporada 90-91, porque justamente el gol de visitante le dio el título a los universitarios. Basta señalar que el América ganó el partido de ida 3-2, y en el de vuelta todo se resolvió con aquel cañonazo del “Tuca” Ferretti; al final, no hubo ganador porque el marcador terminó 3-3. El absurdo reglamento hizo ganar a Miguel Mejía Barón, y no a don Carlos Miloc. Digo absurdo porque después lo cambiaron. Se dieron cuenta que eso no funcionaba en una final.
Hoy, increíblemente, se sigue experimentando. El gol de visitante funcionó, se especula menos, hay más espectáculo y al superlíder que le vaya bien. Tal vez sería más justo, que sobre este sistema de competencia, el primer lugar se fuera a semifinales y ese puede ser su mejor premio. No lo sé, pero creo que pase lo que pase, al final no habrá injusticias. Todos ya sabían y conocían el reglamento y sobre ese jugarán. Así que los visitantes, como el América y los Tigres esta noche, tendrán que ir por goles, no les queda de otra.
Eso sí, en caso de que el América ganara hoy 2-0 y en el de vuelta los Pumas triunfaran por idéntico marcador, avanzarán las Águilas por haber quedado en la cima de la competencia. Además, si el equipo de Mohamed llega a la final, el partido de vuelta será en el Coloso de Santa Úrsula, por lo que el superlíder sí lleva cierta ventaja, por más mínima que sea.
Lo que me resulta incomprensible es que un partido de alto riesgo como este, se juegue en un horario tan extremo, porque se dificulta todo, desde la seguridad hasta la transportación de la gente que asistirá al estadio. Ojalá que al final sólo hablemos de un gran partido y no terminemos lamentando situaciones que se pudieron evitar.
Fernando Guerrero vuelve a la acción. Es de los mejores árbitros de la temporada, aunque al final se le haya criticado lo ocurrido en la fecha 16 entre Santos y Pachuca. Eso no ensombrece su gran labor porque es un silbante que le apunta a la gran final. Suerte también a Miguel Ángel Chacón, quien pitará el duelo entre Tuzos y Tigres. Miren qué interesante: el gol de visitante obligará al “Tuca” Ferretti a tomar una actitud más ofensiva. Los felinos no dejarán de ser precavidos, pero tampoco pueden echarse atrás para asegurar un empate, porque entonces le estarían regalando al Pachuca la posibilidad de anotar en el juego de vuelta y eso le complicaría las cosas a los norteños. Aunque no le parezca a Mohamed, creo que el sistema de competencia hace más atractivo este negocio llamado “Liguilla”. El espectáculo está por comenzar.

LECTORES
Correo: salvador@esto.com.mx
Twitter: @salvadoraguil67 y en Facebook
Nuestra página: estoenlinea.oem.com.mx