Con la tecnología de Google Traductor

El Pollo de Tlalpán. Daniel Reyes

Itzel Ubiarco

7, noviembre 2014 - 9:14

07 noviembre 2014. Daniel Reyes

Juego brusco grave

Había una vez un lugar llamado “De la patada” que a pesar de su hermosura, vivía horas de desazón y pasaba por un terrible momento social.
Entre sus habitantes había de todo (como en la viña del señor suele pasar) buenos, regulares y malos; sin embargo los gobernantes de aquel sitio, no eran muy de fiar, pues dicen las malas lenguas, eran servidores del máximo poder.
Y tal y como actúa alguien servil, termina por ser injusto; sin aviso previo, un mal día, los jueces del lugar se rebelaron exigiendo un trato justo y por ende digno, ya que “los de arriba” los tenían con el pie encima maltratándolos con singular alegría; el abuso era su forma de dialogar y los castigos la moneda de cambio.
Todo el panorama estaba oscuro y se filtraba la información, en el sentido de que los jefazos obligaban a los jueces a trabajar a la medida del cliente, les impedían ejercer como lo marcan los reglamentos y los “conminaban” a “facilitar” la impartición de justicia.
En el entendido de que si no lo hacían, sobre ellos caería todo el peso de la injusticia y aparte de no darles oportunidad de chambear, entrarían a una lista negra, donde serían señalados con el índice de fuego y congelados hasta que doblaran las manitas y obedecieran los sin sentidos de la dirigencia.
Hartos de los maltratos, decidieron alzar la voz para intentar defenderse, y que las “altísimas” autoridades removieran a esas piezas (mandos medios) que les hacían la vida de cuadritos, sujetos que respondían a los intereses mezquinos de la lana.
Con mucho valor y jugándosela, ante virtuales represalias se juntaron.
Hago una pausa para aclarar que no se trata de la historia de algún país en conflicto de sí mismo; no. Esta historia tiene una gran similitud con lo que ahora mismo sucede en la Femexfut; entidad que, una vez más descuida los valores humanos, en pos del “espectáculo”; entiéndase búsqueda de la comercialización.
No se necesita ser un genio para darse cuenta que los nazarenos pasan por un momento difícil; por la simple y sencilla razón de que los expertos lo mencionan; figuras reconocidas del silbato nacional han señalado puntualmente las carencias que tiene el arbitraje; la principal: no hay instructores capacitados.
Además de ser obligados a irse a radicar sin excusa ni pretexto, todos, a un solo lugar con sueldos miserables y sin la garantía de que chille la rata cada quince días como lo manda el creador; sin servicio médico, sin bonos, sin apoyo ni seguridad alguna.
Con la razón en una mano y la justicia en la otra, señalaron a tres pájaros de cuenta que se han encargado de hacerles ver su suerte; tres pillos insaciables operadores del mal; a saber: Francisco Ramírez Días alias “el ocho horas”; Óscar Trejo conocido también como “el sobornos” y Mauricio Morales o “La pelona”.
Sin duda que es el momento que en el lugar llamado “De la patada” sus gobernantes, recapaciten, piensen, se arrepientan de todo corazón y regresen a la senda del bien, de la honestidad, de la justicia y dejen de encubrir la maldad.
¡Ah! También en la Femexfut.
Cierro con una obra titulada “mande usted”

Se sabe de la justicia ciega,
Y el arbitro así lo siente,
Pero ahora eso se le niega,
Para no molestar al cliente.

Y si no quéjense a la FIFA
Twitter: @pollodetlalpan