26, julio 2022 - 21:02

┃ Miguel Ángel Mujica

Xolos

Miguel Ángel Mújica Foto: Mexsport La motivación está a todo lo que da en la frontera. Después de derrotar al América, Tijuana se metió a la casa del campeón y sacó la rabia para remontar y llevarse los tres puntos a donde nace la patria, 1-2 final. Tal vez te interesa: Santiago Ormeño ya fue registrado con Chivas y jugaría ante Querétaro Martín Nervo adelantó al Atlas, pero unos minutos le bastaron al perro azteca para concretar la remontada. Titi Rodríguez y el ex atlista Renato Ibarra, ladraron con fuerza para que los canes aztecas dieran un salto importante en la tabla general. El juego en el Jalisco fue ferviente desde el inicio. Atlas comenzó con el control del juego y de inmediato se hizo presente en el marcador. El Tincho Nervo cabeceó al primer palo y con una parábola perfecta, terminó por superar al arquero tijuanense. Los Zorros manejaron el encuentro a su conveniencia. Diego Cocca supo llevar el choque al terreno donde más le convenía al campeón. Tijuana comenzó a dominar el encuentro con mucho toque en medio campo y poca claridad al frente. Ante las nulas oportunidades creadas y los reclamos constantes a sus compañeros, Franco Di Santo abandonó el campo antes de que terminara la primera mitad. Fue sustituido por Renato Ibarra, quien le imprimió un toque diferente a los Xoloitzcuintles. Minutos después de la sustitución, cayó el empate. Montecinos metió la pelota al área con la testa, el Titi Rodríguez controló y cruzó a Pepe Hernández. La reacción canina no quedó ahí. El recién ingresado apareció por el costado izquierdo. Renato cerró y el esférico le quedó a su pierna más hábil. Un disparo razo y colocado superó la estirada de Hernández para la voltereta antes del descanso. Fueron cuatro cambios los que Cocca hizo para el complemento. Molesto, el argentino mandó a Barbosa, Chalá, Márquez y Fuch en búsqueda de una reacción inmediata. Al ver que nada funcionaba, Trejo también ingresó. Atlas presionó con todo, incluso, los minutos finales, fueron de alarido con la expulsión de Nico Díaz. No hubo más en el Coloso de la Calzada Independencia, Tijuana sacó la rabia y mordió al campeón sin remordimiento. ?Escucha nuestro podcast ?