4, julio 2022 - 16:42

┃ Javier Juárez

Ame

JAVIER JUÁREZ Foto: Luis Garduño Tres refuerzos llegaron a Coapa para el Apertura 2022 en zonas muy concretas. Para la defensa arribó Néstor Araujo, en la zona de los volantes Jürgen Damm y en la delantera Jonathan Rodríguez. Las Águilas hicieron todo lo necesario para registrarlos para la primera fecha con éxito.

Tal vez te interese: Fernando Ortiz: ¿cuáles son las obligaciones del técnico en América?

Fernando Ortiz decidió no convocar al Cabecita por falta de actividad, pero su primera sorpresa la dio al plantear su primera alineación, cuando el central y el volante saltaron a la banca y dos juveniles arrancaron el encuentro. Emilio Lara como compañero en la zaga de Sebastián Cáceres y Román Martínez como único punta, fueron las opciones que manejó el Tano para enfrentar al equipo que ha dominado la Liga MX, el actual Bicampeón Atlas. Y por si fuera poco, ante la lesión de Roger Martínez, Íker Moreno fue el que entró al terreno de juego, incluso por encima de Damm. En el desarrollo del encuentro, Román generó dos claras y tuvo una frente a frente con Camilo Vargas. Moreno estuvo solito frente al colombiano y falló, pero el que más resaltó fue Lara, quien logró detener en gran parte del choque a Julián Quiñones. Los forjados en fuerzas básicas respondieron en todo momento. El único que pudo hablar tras lo sucedido fue el delantero. Román, antes que todo, agradeció la confianza del Tano Ortiz. “Gracias por tenernos confianza, vamos a dar todo por el equipo siempre”, confesó Martínez. Los canteranos viven un sueño, así lo aclaró Martínez, pues, compartir vestuario con gente de la calidad de Diego Valdés o Guillermo Ochoa. “La competencia interna en este equipo es mucho, todos son cracks, pero es mucho mejor porque aprendo cada día de ellos, cada día con ellos es un sueño, convivir con estos cracks es increíble, yo quiero competir y ganarme un lugar, voy a disfrutar del momento”.

Te recomendamos: América, Cruz Azul, Chivas y Pumas: los claros favoritos en el Apertura 2022

El atacante de la Sub-20 gozará de su momento. “Felicidad, no hay otra palabra, trabajé mucho para esto, me siento con mucha confianza, no quiero decepcionar, voy a seguir trabajando con toda la confianza que me han dado y gozaré este momento. Es mucho trabajo, trabajar día a día, saber que hay muchas cosas que me faltan, pero repito, me voy a esforzar y disfrutaré esto”. El objetivo no sólo es de los consagrados, el sueño de los juveniles es el mismo. “Quiero cumplir mi sueño, es algo que nunca pensé que lograría, estoy viviendo mi todo, lo estoy disfrutando al máximo y el profesor me ha ayudado mucho, me queda trabajar mucho más porque estoy en el más grande, queremos la 14 y un lugar aquí, todos queremos”. La oportunidad continuará para los jóvenes, al menos eso fue lo que dejó en claro el entrenador. “No soy mucho de hablar de individualidades, mi equipo estuvo bien, no es fácil vestir esta camiseta y menos para un joven, hay que darles confianza, mi manera de trabajar, no importa el nombre que esté dentro del terreno de juego, sea un joven o uno de experiencia, si en la semana me demuestran que quieren competir, estarán en el campo”. Serán los próximos encuentros los que decidirán si los juveniles continuarán con sus minutos, pero por lo pronto, Ortiz seguramente tendrá a estos tres como una opción viable para el futuro inmediato.

¿Cómo le fue al Tano Ortiz en la Sub-20 del América?

El Tano Ortiz apenas tuvo cinco partidos como entrenador de la Categoría Sub-20 del América, casi de inmediato tuvo que tomar el timón del primer equipo, al menos de forma interina, pero es importante destacar que antes tuvo sus primeros acercamientos con el banquillo en el Sol de América y Luqueño. En los partidos que estuvo con las inferiores americanistas sumó dos victorias, un empate y dos derrotas, en los que curiosamente no contó con ninguno de los juveniles que ha contemplado en el primer equipo. En el caso de Román Martínez, participó en seis partidos de la categoría en la temporada pasada, mismos que fueron de la fecha 12 a la 17, pero su gran oportunidad con el primer equipo llegó en la pretemporada, cuando se ganó la confianza del Tano con sus actuaciones. Sin duda alguna, Fernando Ortiz encontró la oportunidad de su vida y no la desaprovechó, tenía apenas unos meses como estratega en Coapa cuando logró dar el salto, ahora parece que la confianza para los jóvenes también estará en la mesa. Depende de ellos corresponder. ?Escucha nuestro podcast ?