18, mayo 2022 - 6:00

┃ Javier Juárez

oSORNO

JAVIER JUÁREZ | ENVIADO FOTOS: RAMÓN ROMERO | ENVIADO Zapopan.- Daniel Osorno no se quita los colores rojinegros. Esos los lleva en todos lados. El emblemático jugador de la Academia recibió a ESTO en su domicilio. Un pants negro, gorra del mismo tono y una sudadera roja. Dani saca el pecho. Atlas es el actual campeón y por qué no, otro título es posible. “La verdad veo a un equipo con mucha ilusión, no se cayó y eso es bueno, a veces cuando un equipo sale campeón no le van bien en el siguiente torneo, puede ser porque no tiene una buena pretemporada no se relajaron, Atlas ha hecho bien las cosas y lo ha demostrado, el objetivo es otra copa, pero hay que ir paso a paso, el equipo quiere ser protagonista y protagonizar otra final, eso es padre, pero no va a ser nada fácil, se enfrenta a un equipo muy complicado, en Liguilla todo puede pasar y se puede ganar, ojalá el equipo tenga esa suerte”, expresó.  Atlas tiene fascinados a sus aficionados, Osorno incluido: “Ojalá se llegue a otra final y se gane, como pasó con León, yo creo que se vale soñar, pero depende de lo que hagan los jugadores esta semana, esperemos que demuestren lo que han demostrado a lo largo del torneo y que suden la camisa para estar en la final”, dijo. Dani jugó al lado de Miguel Zepeda, Erubey Cabuto, Juan Pablo Rodríguez, entre otros, ese equipo fue un deleite. La cantera lució, veinte años después la sangre rojinegra renace: “Yo creo que son generaciones diferentes, pero el futbol siempre es una gran oportunidad para los jóvenes, qué padre que estén levantando la mano para que el equipo trascienda, nosotros éramos una generación de seis o cinco jugadores, estaba Rafa Márquez, Mario Méndez, el Chatito Rodríguez, Miguel Zepeda, fue una generación padre, esperemos que salgan más jóvenes como nos tocó a nosotros”, indicó.  [gallery ids="596477"] Diego Cocca es una piedra angular en el proyecto, los rojinegros se conocen a ojos cerrados: “Diego ha hecho un gran trabajo, él jugó en Atlas, me tocó ser su compañero, no es lo mismo ser jugador a entrenador, pero lo ha hecho bastante bien, es un equipo unido, muy ordenado, línea por línea tienen todo, un buen portero Camilo Vargas, un contención como Aldo Rocha, enfrente tiene a dos fieras como Julio Furch y Julián Quiñones, la verdad todos corren, hay gente joven, de experiencia, la verdad el equipo está muy fuerte”, explicó.  Dani tiene mucho entusiasmo, los Zorros ilusionan: “Espero un buen partido, el equipo que esté más concentrado, el que tenga más ganas de irse a la final pues va a ganar, para mí va a ser un partido muy bueno, esperemos que haya espectáculo para las dos aficiones, pero que gane Atlas”, dijo.  Luego de platicar, Daniel recorrió el pequeño parque que se encuentra en su domicilio, Osorno dijo que sigue activo, juega “con las Leyendas de 1999, el próximo mes tenemos un torneo, este pants es el nuevo”, expresó.  Dani mostró orgulloso el escudo de sus queridos Zorros, le mandó saludos a ESTO y les recordó a todos que “arriba el Atlas”. 

EL CAMPEONATO DEL ATLAS FUE ALGO MUY CHINGÓN: OSORNO 

[gallery ids="596479"] El 6 de junio de 1999 Daniel Osorno vivió un infierno, el canterano rojinegro falló el tercer penalti en la final contra Toluca. Dani cobró fuerte, Hernán Cristante estaba vencido, pero su disparó pegó en el poste y salió. Osorno se llevó las manos al cabello. Veintiún años después los rojinegros llegaron a otra final, pero el desenlace fue distinto. El título ganado contra León fue un alivio para todos. Daniel estuvo en el estadio: “Fue impresionante, un sueño, me tocó como aficionado, yo lo viví con miles de aficionados del Atlas, creo que no se va a olvidar ese momento, son cosas increíbles, ver al equipo de tus amores siendo campeón, fue algo muy chingón”, dijo Dani.  Osorno sabe que las cosas son diferentes, la actualidad rojinegra es sólida: “A mí me tocaron etapas buenas y malas, era algo complicado, nosotros como jóvenes nos fuimos formando con ese buen futbol, ese respeto, se lograron buenas cosas, pero no tuvimos la oportunidad de ser campeones, perdimos en penaltis, ahora es otra generación, la verdad me siento muy contento, muy feliz, se logró algo para la afición y eso es lo más importante”, expresó Daniel. 

Recibe vía WhatsApp todas nuestras noticias deportivas, manda la palabra ALTA en este enlace

  A pesar de ese penalti fallado en la final del Verano 1999, Osorno se ganó el cariño de La Fiel a través de los años: “A mí me tocó jugar de delantero, extremo, lateral, gracias a Dios a mí me fue bien, soy el segundo o tercer goleador de la historia, eso te motiva, le tengo mucho cariño al Atlas, actualmente me gusta ver jugadores como el Hueso Reyes, canteranos que sudan la camiseta, eso hacíamos nosotros”, cerró.  ?Escucha nuestro podcast?