11, marzo 2022 - 23:10

┃ Javier Juárez

bravos atlas j10

  FOTO: MEXSPORT El futbol es lo más importante. Atlas dejó atrás lo acontecido en el estadio Corregidora y se dedicó a jugar. Los Zorros se sintieron respaldados por algunos seguidores en el estadio Olímpico Benito Juárez y buscaron regalarles a ellos, a los que siguen recuperándose y a cualquiera que lo necesite una alegría. NO TE LO PIERDAS: Rayos y Gallos se funden detienen su partido para fundirse en un abrazo de paz El 1-2 fue una bocanada de aire fresco. El campeón recuperó el paso y les pisa los talones a los primeros lugares. Volver a jugar no era fácil, ni para los locales ni para rojinegros ni para los asistentes, la riña entre queretanos y atlistas fue fuerte para todos. Pero la función debe continuar. Los Zorros tuvieron una oportunidad inmejorable para ganar. FC Juárez es uno de los equipos más débiles de la competencia, para su mala fortuna no tuvieron a Darío Lezcano, Diego Rolan y Gabriel Fernández, sus mejores futbolistas quedaron fuera de combate y las probabilidades de sacar un buen resultado se evaporaron. El clima fue un adversario para los dos bandos, la nieve apareció en la mañana y dejó una sensación térmica de 2 grados centígrados. Atlas siempre fue mejor. El dúo que le dio a los Zorros su segundo título de liga está recuperándose. Julián Quiñones y Julio Furch se conocen a ojos cerrados, se mueven y se buscan telepáticamente. Quiñones abrió el marcador con un tiro lejano, Hugo González se paró mal, no recorrió bien su portería y les dio a los tapatíos el chance de abrir el marcador. Julián participó en el segundo tanto, el colombiano centró raso, Furch se le adelantó al jugador que lo marcaba y con un toque sutil puso el 0-2. Atlas se sintió cómodo. FC Juárez terminó el primer tiempo sin registrar tiros a la portería. Esa estadística evidenció lo inofensivos que son los Bravos. Los Zorros tuvieron un juego tranquilo. Esa misma paz suplicó la directiva juarense con palomas, globos blancos y Color Esperanza de Diego Torres. Ricardo Ferretti movió las pocas piezas que tuvo, Jaime Gómez entró para tratar de darle más profundidad a los Bravos. En el minuto 62 el juego de detuvo para que los veintidós jugadores se abrazaran y dieran un mensaje de armonía. Luego de eso Fernando Arce apareció en el área y tras una serie de rebotes batió a Camilo Vargas, el portero rojinegro parece invencible, pero no lo es. [gallery ids="585603"] Ese gol le puso sabor al juego. Bravos se sintió con ganas de buscar el empate. FC Juárez se le fue encima a los Zorros, pero el combustible se les acabó pronto. Atlas se puso serio, se ordenó y recuperaron el control del juego. Bravos quiso, sin embargo, su armamento no les alcanzó para hacerles más daño a los rojinegros. Los tapatíos supieron enfriar el juego, Quiñones permaneció adelante para agrandar el juego a través de un contragolpe, pero la red no se volvió a mover. Atlas ganó, el futbol vuelve a ser noticia y eso es lo más importante.

RECIBE EN TU CORREO LAS MEJORES NOTICIAS DEPORTIVAS, SUSCRÍBETE AQUÍ

 

Recibe vía WhatsApp todas nuestras noticias deportivas, manda la palabra ALTA en este enlace

?Escucha nuestro podcast?