28, mayo 2020 - 23:29

┃ Rubén Beristáin

billy-alvarez

Una nueva novela será protagonizada por Cruz Azul de ahora en adelante. Los villanos volverán a ser los directivos cementeros y el desenlace podría ser triste con una desafiliación del equipo de forma definitiva de la Liga MX, de acuerdo al artículo 66 del reglamento de afiliación de la Femexfut, que indica que cualquier equipo podría ser desafiliado si "El dueño y los directivos del Club incurren en actos delictivos o de dudosa reputación, a juicio del Comité Ejecutivo".   La Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaria de Hacienda congeló las cuentas de Guillermo Álvarez, su hermano Alfredo Álvarez, además de su cuñado Víctor Garcés, integrantes de la Cooperativa Cruz Azul. Se les investiga por presunto lavado de dinero y delincuencia organizada. Según las investigaciones realizadas por Televisa, Billy habría realizado operaciones irregulares por 1200 millones de pesos en distintos países, incluidas las compras de siete inmuebles en Estados Unidos, cuatro en Miami, dos en Oklahoma y otro en Nevada. Es así como lo deportivo una vez más quedará de lado y los temas extra cancha volverán a ser parte de una de las instituciones más representativas de nuestro país. Incluso La Máquina podría sufrir una desafiliación por uso de dinero ilícito, además de que los jugadores de la institución podrían tener problemas para cobrar sus salarios a partir de ahora.