17, diciembre 2019 - 23:21

┃ Rubén Beristáin

JAM_M_99877

Foto: Jam media Sebastián Jurado no será el portero titular de Cruz Azul y tendrá que vivir la amargura del banquillo de suplentes, al menos por un tiempo. A pesar de su juventud, el veracruzano demostró la madurez suficiente para aceptarlo y con esa ambición de seguir en el desarrollo de sus capacidades bajo los tres postes.

RECIBE LAS NOTICIAS DIRECTO EN TU WHATSAPP, SUSCRÍBETE AQUÍ

En La Noria tendrá a tres maestros de primer nivel. El primero y más cercano será Jesús Corona, con casi 39 años de edad y una amplia trayectoria dentro del futbol. Pero aparte tendrá a Óscar Pérez, entrenador de porteros de la institución y, por si fuera poco, a Robert Dante Siboldi, quien fue cancerbero de La Máquina en la década de los noventas. Una experiencia que le ayudará en su progresión como guardián. "Yo vengo con la mejor disposición de aprender, teniendo a una gran persona como lo es Chuy porque lo he tratado en las veces que nos enfrentamos. ¿Qué les puedo decir de su trayectoria? Lo ha jugado todo, ha sido campeón Olímpico, es el capitán y me tocará aprenderle demasiado, así como a Óscar y Siboldi", asimiló. Sebastián Jurado llegó a la CDMX Será hoy cuando realice sus exámenes médicos y su traspaso se concrete, aunque no por ello, ayer en su llegada a la capital, disimuló su alegría por portar los colores celestes a partir del 2020. "Esperar a que todo se concrete con el tema de exámenes médicos y esa parte contractual. Muy ilusionado y emocionado, porque es una oportunidad que cualquier jugador quisiera tomar", finiquitó.